¡SE ACERCA HALLOWEEN! ¿QUÉ TAL SI LES ESCRIBO ALGO QUE DÉ MUCHO MIEDO?

SPFacebookY tanto que va a  dar miedo. Hoy tengo una entrada monotemática. Y de lo más Halloween que se puedan imaginar, llena de monstruos… ¡monstruos anticristianos! Como todos ustedes saben, Obama es un anticristiano de tomo y lomo (algunos piensan que es un criptomusulmán, pero yo creo que ni siquiera eso; lo de agacharse cinco veces al día para rezar es pedirle demasiado a un vago como él) y sigue perseverando en su secreto empeño de convertir a los Estados Unidos en el segundo país oficialmente ateo del mundo (el primero fue Albania, ya saben). Por suerte, Estados Unidos no está por la labor y sus mejores hombres y mujeres están plantando cara valientemente, recordándole que la fe cristiana es una fe de mártires precisamente y que si se empeña en convertir el estadio de los Cowboys en un nuevo Coliseo, allí nos encontrará.

Sarah Palin, nuestra Sarah, es una de esas que tanto gustan de recordar a Obama que no es más que un aprendiz de brujo con cara de vinagre, pero tiene un asociado especialmente dedicado a estas labores: Todd Starnes de Fox News (parece que todos los Todd son valientes allí en Estados Unidos). Aquí les dejo las tres últimas entradas de Sarah dedicadas a este asunto de la persecución anticristiana en Estados Unidos (¡jo, quién se iba a imaginar que eso iba a suceder!). Las dos primeras son de las que dan miedo porque vemos a los nerones esos en todo su esplendor, pero la última ofrece un atisbo de esperanza; la señal de que unidos podemos y que, tal y como dijo mi admirado Burke, lo único que hace falta para que el Mal triunfe es que los hombres buenos no hagan nada. Esto parece muy negativo, pero si le damos la vuelta, la cosa cambia: si los hombres buenos nos unimos y nos empeñamos, el Mal no tiene posibilidad alguna de triunfar. Que así sea.

Esta es la primera nota de Sarah Palin y casi parece un mal chiste, pero les juro que es auténtico. Hasta semejante nivel de estupidez puede llegar un ser humano. Y mira que es difícil creerlo, pero es así:

¿Jesús vetado de las lápidas?

Suceso indignante… [suspiro]… ¡Vamos, Colorado, te mereces algo mucho mejor! Un cementerio público se negó a permitir que una familia en duelo grabara en la tumba de su madre el nombre “Jesús” y el símbolo del pez de Jesús. ¡Los burócratas dijeron que eso sería ofender a la gente!

Los artículos de este tipo deberían sorprendernos a todos. Ya que estamos llegando al Día de Acción de Gracias, ¡estoy tratando de imaginarme lo que pensarían los peregrinos de esto si hubieran sabido que unos pocos siglos después de que llegaran a Plymouth algunos de sus descendientes tratarían de evitar que la gente grabara el nombre de Jesús en una lápida! Y también lo que hubieran pensado nuestros Padres de la Patria amantes de la libertad.

Tratar de apartar a nuestro Señor de la vida estadounidense, al igual que tratar de apartar a Cristo de la Navidad, no es, por decir lo menos, una propuesta ganadora. ¡Levántate, Estados Unidos! ¡Permanece firme sobre los fundamentos de nuestra gran nación y mantén la fe para proteger el patrimonio y el corazón de los Estados Unidos!

Y este el artículo de Todd Starnes en Fox News:

Una familia lucha por incluir a Jesús en el grabado de una lápida en un cementerio público

La familia de la esposa de un predicador de Colorado sigue echando humo después de que el director del cementerio propiedad de la ciudad se negara a grabar en su último lugar de descanso el nombre de “Jesús” porque podría ofender a la gente. La ciudad finalmente dio marcha atrás bajo la presión pública.

“No nos lo podíamos creer”, dijo Stacy Adams, la nuera de Linda Baker. “¿Quién trata de censurar a Jesús de un cementerio?”.

Linda Baker perdió su batalla contra el cáncer la semana pasada. Ella era la esposa de Mark Baker, el pastor de la Harvest Baptist Church en Ovid.

Adams dijo su suegra era una ferviente creyente y una apasionada de su familia. Su último deseo fue tener su lápida en el cementerio grabada con el pez, un símbolo del cristianismo primitivo. Ella también quiso que la palabra “Jesús” estuviera escrita dentro del pez.

Jesus

“Al principio, nos dijeron que no encajaría”, me contó Adams. “Pero después de que seguimos insistiendo, el director del cementerio nos dijo que podría ofender a alguien. Ellos no iban a permitirlo”.

La familia estaba desolada y le pidió al director del cementerio que lo reconsiderara. Él se negó.

“Me dijo: ‘¿Qué pasaría si alguien quisiera poner una esvástica?”, recuerda. “Mi respuesta fue, ¿y qué si lo hacen? No es asunto mío el cómo quieren ser recordados”.

Luego, la familia llevó su preocupación al gerente de la ciudad de Sterling, pero una vez que fueron rechazados.

“Se negó a colaborar con nosotros”, dijo. “Me dijo que tendría que llevarlo al abogado de la ciudad. Se estaban mostrando difíciles”.

Ella dijo que las autoridades municipales les dijeron que la gente se sentiría ofendida por el nombre de Cristo.

“No estábamos pidiendo un letrero de luces de neón de dos metros”, dijo. “No queríamos poner una cruz en la lápida de todos. Es un pez de dieciocho centímetros con el nombre de ‘Jesús‘ en él”.

Así que la familia decidió hacer pública su demanda en Facebook y ahí es cuando la ciudad tuvo un cambio de opinión.

“Les dimos una advertencia justa”, dijo ella. “Les dimos tiempo para hacer lo correcto”.

El gerente de la ciudad de Sterling Joe Kiolbasa dijo a 9news.com que dejarían de censurar las referencias religiosas en las lápidas del cementerio. Dijo que el gerente del cementerio había cometido un error.

“Este caballero pensó que podría haber sido desagradable para alguien debido a las connotaciones cristianas”, dijo Kiolbasa al canal de televisión. “Se permitirá en el futuro”.

Adams me dijo que la familia estaba muy angustiada y perturbada por el incidente.

“Como estadounidense y como cristiana, tenemos esta cosa llamada libertad de expresión, la libertad de expresión”, dijo. “No estábamos tratando de impedir a nadie el poner nada. Sólo queríamos la misma libertad que otros tienen”.

Y el cementerio está lleno de tumbas que tienen versos de la Biblia y ángeles y otros símbolos religiosos.

La lápida de la Sra. Baker, debería estar terminada en los próximos días ya que su familia continúa estando de duelo. Sin embargo, Adams no puede dejar de preguntarse quiénes son “las personas que están tan temerosos de un nombre que llegan a tales extremos para tratar de eliminarlo”.

“Si puede ocurrir en una pequeña localidad como esta, eso hace que te preguntes lo que puede estar pasando en otras partes de la nación”, dijo.

Y me gustaría saber ¿quién, en concreto, se ofendería por el nombre “Jesús” en la lápida de la esposa de un pastor? ¿Qué tipo de malicioso, pagano, malvado se opondría a la última voluntad de una mujer antes de morir?

Stacy Adams plantea una pregunta válida.

Es indignante que una familia estadounidense en duelo tuviera que luchar y convencer a un gobierno municipal para poder ejercer sus derechos constitucionales.

La ciudad de Sterling, Colorado le debe la familia de Linda Baker una disculpa sincera y probablemente debería ser hecha desde el púlpito de la iglesia del Pastor Baker.

En cuanto al director del cementerio, ¿comparar el nombre de Jesús a una esvástica? ¿De verdad, señor? Mi único deseo es que en el Día del Juicio Final, la Sra. Baker esté de pie en las Puertas del Cielo viendo cómo se lo explica a San Pedro.

Esta es la segunda nota de Sarah Palin. En esta se habla de una nueva fase de lo que yo llamo “Operación Juliano”; ya saben, por Juliano el Apóstata. El emperador romano ese que se empeñó en devolver al Imperio Romano sus dioses paganos. Imagino que Obama tiene una foto suya en su despacho. Y quién sabe, igual se pasea por el dormitorio vestido sólo con la sábana de la cama y una corona de laurel (o de perejil, si acaso) en la cabeza, recitando: “Esta vez venceré yo, Galileo”:

Tuve el honor de visitar Fort Hood en 2009 durante la gira de promoción de “Going Rogue” y conocer a algunos de los grandes hombres y mujeres de uniforme que sirven a nuestro país. Por favor, echen un vistazo a este artículo de Todd Starnes sobre una reunión previa a un despliegue en Fort Hood, ¡en la que se dijo a las tropas allí que los cristianos evangélicos y el Tea Party son una amenaza para la nación! No sólo es algo increíble, pero los más impactante es que el Comandante en Jefe no haya usado su autoridad para detener esta tontería. Creo que los soldados en Fort Hood que vivieron un terrible acto de terrorismo hace unos años saben mejor que nadie que los cristianos no son los que utilizan la religión como excusa para atacar a nuestro país.

Fort Hood

Y este es el artículo de Todd Starnes:

¿Considera el Ejército a los cristianos, el Tea Party, una amenaza terrorista?

Los soldados que asistían a una reunión previa al despliegue en Fort Hood dicen que se les explicó que los cristianos evangélicos y los miembros del Tea Party eran una amenaza para la nación y que cualquier soldado que donase a esos grupos podría ser objeto de castigo bajo el Código de Justicia Militar.

Un soldado que participó en la reunión del 17 de octubre me dijo el agente de contrainteligencia a cargo de la reunión pasó casi media hora discutiendo cómo los cristianos evangélicos y grupos como la Asociación de la Familia Americana estaban “destrozando el país”.

Michael Berry, un abogado del Instituto de la Libertad, está asesorando al soldado y se ha iniciado una investigación sobre el incidente.

“El público estadounidense debería estar indignado de que el Ejército de EE.UU. esté enseñando a nuestras tropas que los cristianos evangélicos y miembros del Tea Party son enemigos de Estados Unidos y que pueden ser castigados por apoyar o participar en esos grupos”, dijo Berry, un ex abogado del cuerpo de Marines.

“Estas declaraciones acerca de que los evangélicos son enemigos internos son una grave acusación”.

El soldado me contó que teme represalias y pidió no ser identificado. Dijo que hubo una declaración general de que la donación a cualquier grupo que fuera considerado una amenaza para las fuerzas armadas y el gobierno era punible según las normas militares.

“Mi primera preocupación fue si iba a tener problemas por ir a la iglesia”, el soldado cristiano evangélico me dijo. “¿Puedo dar el diezmo? ¿Puedo donar a organizaciones benéficas cristianas? ¿Qué pasa si dono a un político que forma parte del movimiento Tea Party?”.

Otro soldado que asistió a la conferencia alertó a la Alianza de Capellanes por la Libertad Religiosa. Los recuerdos de ese individuo sobre la reunión coinciden con los del soldado que se acercó a mí.

“Yo estaba muy sorprendido y no podía creer lo que estaba escuchando”, dijo el soldado. “Sentí que mis libertades religiosas, que yo arriesgo mi vida y sacrifico mi tiempo lejos de la familia para luchar, estaban siendo atropelladas”.

Y si bien una gran parte de la sesión informativa versó sobre la amenaza que los evangélicos y el Tea Party suponen para la nación, casi no se dijo una palabra sobre el extremismo islámico, dijo el soldado.

“Nuestra comunidad está todavía recuperándose de la acción terrorista llevada a cabo por Nidal Hasan, que en realidad es un terrorista”, dijo el soldado. “Esto es una bofetada en la cara. Los militares se supone que defienden la libertad y para clasificar a la gran mayoría de los militares que dicen ser cristianos como terroristas se necesita estar enfermo”.

Tony Perkins, presidente del Family Research Council, me dice que el Pentágono está presionando con la propaganda anticristiana.

“En la misma base que fue el escenario de un asesinato en masa realizado por un soldado musulmán radicalizado, es asombroso que sean los grupos evangélicos los que están siendo identificados como una ‘amenaza'”, dijo.

“El secretario de Defensa Chuck Hagel debe intervenir inmediatamente para detener la marcha en contra de los derechos y libertades de nuestros soldados”.

El soldado dijo que también se les explicó que el movimiento pro-vida es un ejemplo más de la “radicalización”.

“Dijeron que los cristianos evangélicos que protestan contra los abortos son la etapa de movilización y que esta conduce a poner bombas en las clínicas abortistas”, dijo, recordando la discusión.

Un portavoz del Ejército en el Pentágono me dice que no mantienen o hacen pública una lista de organizaciones consideradas extremistas.

“Ninguna de estas diapositivas [las mostradas en la reunión] fue elaborada por el Ejército, sino por soldados que incluyeron información encontrada durante una búsqueda en Internet “, dijo el portavoz.

Él dijo que los comandantes y otros líderes fueron advertidos de que no deben usar “listas de extremistas, grupos de odio, facciones radicales o similares recopilados por cualquier grupo no gubernamental u organismos ajenos para reuniones, presentaciones de mandos o como un atajo para determinar si un grupo o una actividad se considera extremista”.

Mientras tanto, la oficina de asuntos públicos en Fort Hood está negando las alegaciones de los soldados.

“Las alegaciones sobre las que está preguntando fueron puestas a disposición de los mandos de Fort Hood inmediatamente y una investigación está en marcha”, dice una declaración de Tom Rheinlander, director de asuntos públicos de Fort Hood”. En este momento, la información inicial recopilada sobre la formación y lo que usted dice que ocurrió no se ve apoyada por el liderazgo de la unidad y los soldados presentes en el lugar de entrenamiento”.

Envié al oficial de asuntos públicos preguntas adicionales sobre el contenido específico de la reunión, pero este se negó a responder.

Pero esta no es la primera vez que una reunión informativa del Ejército ha marcado a los evangélicos como extremistas. En abril, una conferencia de la Reserva del Ejército clasificó al cristianismo evangélico y el catolicismo como “extremismo religioso”.

En una carta al representante Doug Lamborn (Republicano por Colorado), el secretario del Ejército John McHugh dijo que la reunión informativa de abril fue un incidente aislado y que el material utilizado no había sido aprobado por el Ejército.

McHugh dijo que fue “un equivocado intento de explicar que el extremismo no se limita a una sola religión”.

Hace dos semanas, a varias decenas de soldados en servicio activo en Camp Shelby en Mississippi, se les dijo que la Asociación de la Familia Americana, una organización cristiana muy respetada, debía ser clasificada como un grupo de odio nacional, ya que aboga por los valores familiares tradicionales.

Una vez más, los militares lo llamaron un incidente aislado con un instructor usando material que no fue aprobado por los militares.

Esta explicación está resultando demasiado pobre para los cristianos americanos.

“¿Cuánto tiempo más puede pretender el Ejército no tiene conocimiento ni responsabilidad de estas cosas?”, preguntó Berry.

“Estos incidentes repetidos demuestran que, o bien este entrenamiento fue dirigido desde el liderazgo del Ejército en el Pentágono, o bien el Ejército tiene un verdadero problema de disciplina y liderazgo en sus manos porque un grupo de soldados renegados están enseñando estas tonterías”.

Las denuncias más recientes en Fort Hood han provocado un fuerte rechazo por parte de los grupos a favor de la libertad religiosa en todo el país.

“¿Por qué está el Ejército empeñado en estas reuniones informativas de propaganda anti-cristiana”, preguntó Perkins, él mismo un veterano de los Marines. “La única explicación es que se trata de un esfuerzo deliberado de la administración Obama para intimidar y separar a los soldados de los grupos cristianos a los que apoyan y que les apoyan a ellos”.

Ron Crews, director ejecutivo de la Alianza de Capellanes, calificó el comportamiento de los militares como deshonroso.

“Lejos de ser meros ‘incidentes aislados‘, como el Ejército ha desestimado los sucesos anteriores, este último incidente demuestra un patrón y una práctica de las sesiones informativas del Ejército que identifican a las principales religiones como el cristianismo evangélico, el judaísmo y el catolicismo como ejemplos de ‘extremismo religioso‘ similar a Al Qaeda, Hamas y el Ku Klux Klan”, me dijo.

Perkins dijo que es hora de que el Pentágono se “asegure de que los instructores llevan a cabo su función de entrenar a nuestras tropas para defender nuestra libertad y no forzarles con propaganda anti-cristiana”.

Y esta es la tercera nota de Sarah Palin. Por lo que parece, la “Operación Juliano” ha encallado. No me atrevo a decir que ha fracasado porque estoy convencido de que nada más se ha paralizado momentáneamente, pero al menos Obama ha tenido que soltar la sábana y dejar de creerse Juliano el Apóstata redivivo. Seguro que está muy enfadado por ello… ¡Mejor! ¡Ojalá se ponga enfermo de cuidado y tengan que hospitalizarlo de urgencia!

Una actualización muy importante de nuestra entrada sobre Fort Hood de ayer. Por favor, vean el nuevo artículo de Todd Starnes a continuación. ¡Todo esto es gracias a ustedes, ciudadanos preocupados! Sigan con el buen trabajo. Mantengan la presión sobre nuestra equivocada, evidentemente fuera de la realidad y fuera de control, gobierno. El activismo ciudadano es la única manera de que ellos escuchen. ¡Gracias!

Fort Hood 2

Y este es el artículo de Todd Starnes en Fox News:

El Ejército detiene el programa de formación que etiquetaba a los cristianos como extremistas

El Secretario del Ejército ha ordenado a los jefes militares que pongan fin a todas las sesiones de información sobre organizaciones extremistas que etiquetaban a los grupos cristianos evangélicos como grupos de odio nacionales. El cierre se produce tan sólo cuatro días después de que informara en exclusiva de una sesión informativa en la Base Shelby de Mississippi que etiquetó a la Asociación de la Familia Americana como un grupo de odio nacional.

“En varias ocasiones durante los últimos meses, los medios de comunicación han puesto de relieve casos de instructores del Ejército suministrando programas de instrucción e incluyendo información o material que es inexacto, cuestionable y por lo demás incompatible con la política actual del Ejército”, escribió el  Secretario del Ejército John McHugh a los líderes militares en un memorando que obtuve.

McHugh “ordenó a los líderes del Ejército que pusieran fin a todas las reuniones, presentaciones de mando o formación sobre el tema de las organizaciones o actividades extremistas hasta que ese programa de instrucción y entrenamiento haya sido creado y difundido”, me dijo el portavoz del Ejército, el coronel David Patterson, Jr.

Para corregir el problema, el Secretario del Ejército John McHugh ha dado órdenes a los líderes para crear un programa estandarizado de enseñanza y formación.

La Alianza de Capellanes para la Libertad Religiosa celebró la noticia y dijo que ya era hora de que el Secretario del Ejército interviniera.

“Los hombres y mujeres de fe, que han servido al ejército fielmente durante siglos, han sido comparados con aquellos que amenazan regularmente la paz y la seguridad de Estados Unidos”, dijo Ron Crews, director ejecutivo de la Alianza de Capellanes. “Es deshonroso para cualquier entidad militar de EE.UU. que se permita este tipo de caracterización inadecuada”.

El incidente de Camp Shelby condujo a que cinco congresistas redactaran una carta al Pentágono expresando sus graves preocupaciones.

“Esta última calificación incorrecta de una organización cristiana refleja lo que parece ser una tendencia inquietante de intolerancia religiosa en el ejército”, escribió el representante Doug Lamborn en una carta firmada por los representantes Tim Huelskamp, Steve Scalise, John Fleming y Joseph Pitts. “Estamos muy preocupados”.

El Ejército emitió un comunicado desmintiendo las afirmaciones y fotografías de la sesión informativa después de que se informara en mi columna.

La sesión de Camp Shelby fue una de una serie de incidentes en las bases del ejército en todo el país donde los soldados eran instruidos de que grupos como la Asociación de la Familia Americana y el Consejo de Investigación de la Familia deben ser considerados grupos de odio nacionales debido a su apoyo al matrimonio tradicional.

La semana pasada, los soldados en Fort Hood fueron advertidos de que participar o donar dinero a los grupos cristianos evangélicos o grupos del Tea Party podría resultar en un castigo militar.

Y en mayo pasado una sesión de formación de la Reserva listó a los católicos y a los cristianos evangélicos como ejemplos de extremismo religioso. Ese incidente provocó que 34 miembros del Congreso plantearan objeciones.

El Ejército me dijo en varias ocasiones que las sesiones informativas fueron incidentes aislados en las que los instructores utilizaban materiales que no habían sido aprobados por los militares.

McHugh dijo que los instructores usaban material que es “inexacto, cuestionable y por lo demás incompatible con la política actual del Ejército”.

Se refirió a los últimos casos de “alto perfil” en los que los instructores del Ejército encontraron  información online y la incluyeron en sus presentaciones.

“Los grupos identificados en la instrucción no eran organizaciones “extremistas” tal y como dicho término se define en el Reglamento del Ejército”, escribió McHugh en su memorándum.

Así que, ¿de dónde sacaron los instructores del Ejército sus puntos de discusión?

“Ninguna de estas diapositivas fue producida por el Ejército, sino por soldados que incluyeron información encontrada durante una búsqueda en Internet”, me dijo Patterson.

“El Ejército no mantiene ni hace pública una lista de organizaciones consideradas extremistas; y después de un incidente similar a principios de este año, se advirtió a los jefes y otros líderes que no deben utilizar listas de ‘extremistas‘, ‘grupos de odio’, ‘facciones radicales’ o similares  elaboradas por grupos no gubernamentales u organismos ajenos para reuniones, presentaciones de mandos o como un atajo para la determinación de si un grupo o actividad se considera extremista”.

Pero el Ejército sí proporciona una lista de organizaciones que listan a grupos como la AFA y FRC como grupos de odio nacionales, específicamente el Southern Poverty Law Center. Y el SPLC aparece la Guía Asesora de Igualdad de Oportunidades del Estudiante del Ejército.

La Alianza de Capellanes descubrió esa información a través de una solicitud de la Ley de Libertad de Información. Crews quiere que el Ejército deje de usar cualquier material del SPLC.

“El SPLC ha etiquetado a muchas de las principales organizaciones religiosas como grupos de odio”, dijo Crews. “La confianza en listas elaboradas por organizaciones políticas anticristianas viola la postura apolítica necesaria en el ejército”.

Así que para corregir el problema, McHugh ha ordenado a los líderes que creen un programa estandarizado de enseñanza y formación.

“Teniendo en cuenta estos hechos recientes, está claro que tenemos que actuar para normalizar este tipo de programas de enseñanza y planes de formación para garantizar la coherencia con la política del Ejército”, escribió McHugh en su memorándum.

Él quiere que las políticas revisadas estén completadas antes del 13 de diciembre.

En fin, que esta ha sido mi manera de adelantarme a Halloween. Por cierto, a mí eso de Halloween no me gusta nada. Yo me sigo quedando con mi Día de Todos los Santos y mis castañas y mis boniatos y el Don Juan de Zorrilla. Ya saben que soy un tradicional en el fondo y aunque a veces me las dé de moderno, a mí lo que me priva es lo antiguo.

El próximo día tendremos una entrada más festiva, ¿vale? Sin leones.

P.D. Una pregunta tonta… ¿Cuándo Obama va a meterse en la cama con la corona de perejil, Michelle le deja y se pasa la noche pensando que le apetece comer bacalao al pil-pil o le dice que se deje de tonterías y que se la quite o se va a ir a dormir al sofá del Despacho Oval?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sarah Palin y Facebook y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¡SE ACERCA HALLOWEEN! ¿QUÉ TAL SI LES ESCRIBO ALGO QUE DÉ MUCHO MIEDO?

  1. Santi dijo:

    Me parece alicinante esa campaña anticristiana en el país del “In God we trust”. En el Dios cristiano, esencia de la creación de EEUU junto a la libertad individual.
    A mí tampoco me gusta Hallowen, como tampoco me gusta Papá Nöel alias Santa Claus. ¡Dónde esté nuestro sentido Día de Todos los Santos y nuestros queridos Reyes Magos!

    P.D. Respuesta a la pregunta aparentemente tonta: creo que le manda a dormir al sofá del Despacho Oval.

    Un saludo, amigo Bob.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s