¿QUIÉN DICE QUE SARAH NO SABE COCINAR?

SPFacebookBueno, pues algún día tenía que ser, ¿no? Por fin, Sarah nos da la receta de uno de sus guisos favoritos, je, je, je. Si es que se veía venir. Tantas notas suyas en Facebook, que si familiares, que si amistosas, que si festivas, que si políticas, que si irritadas… ¿Por qué no iba a haber una nota culinaria? Pues eso, dicho y hecho aquí tenemos una nota suya con dos recetas para preparar un rodaballo de los de chuparse los dedos y hasta rebañar el plato del vecino y un pastel de ruibarbo que no se lo salta un galgo. Les confieso que estoy tentado de probar una de ellas, la del rodaballo a la parrilla, pero no sé si me atreveré, je, je, je.

Pero antes toca una nota anunciando su próxima aparición en Fox News. Y en el programa de una de sus periodistas favoritas, Greta Van Susteren. Estaré atento a lo que pueda haber dicho allí y si hay alguna novedad, se lo contaré. ¡Faltaría más!

Respeto tanto la ética del trabajo de Greta Van Susteren, su independencia y su capacidad de estar al día de tantos acontecimientos actuales que los espectadores cuentan con su cobertura. (¡Miren en gretawire.com para ver qué está tratando, ahora mismo!). Tengo ganas de unirme a ella esta noche en su programa de la Fox “On the Record”. Voy a ser entrevistada desde Alaska (22:00 EST, 18:00 hora de Alaska). Greta es tan buena a la hora de entrevistar; usted tiene la oportunidad de participar en gretawire.com.

 Todd Palin y Greta Van Susteren… ¡Ay, qué quieren que les diga! El tuxedo que lleva ella no me acaba de convencer. Donde esté un bonito vestido de cóctel o de noche, si es el caso, que se quiten esas moderneces.

Los siguientes tres tuits son retuits de Paul Gosar, representante por Arizona y uno de sus palinitos favoritos, al que ayudó a entrar en la Cámara de Representantes allá por 2010, durante aquel otoño mágico, ¿recuerdan? El motivo es recordar la triste pérdida de 14 bomberos durante las tareas de extinción de un incendio. Una verdadera tragedia que nadie puede dejar de lamentar.

Mis pensamientos y oraciones están con las familias que han perdido tanto y los socorristas que luchan esta situación. #YarnellHillFire

Nuestros corazones y nuestras mentes están con el pueblo y su sufrimiento en estos momentos. Estamos planeando celebrar un funeral público en el mismo lugar y hora.

Por favor, únanse hoy a mí en un servicio en memoria de las víctimas del fuego en #Yarnell.

http://gosar.house.gov/press-release/media-advisory-rep-gosar-announces-yarnell-fire-memorial-service-postpones

Y este es el tuit de rigor de la propia Sarah. ¡Por supuesto que no iba a olvidarse del ejemplo de sacrificio hecho por esos valientes bomberos!

Nuestros pensamientos y oraciones están con las víctimas del trágico incendio en AZ. Dios bendiga a los bomberos héroes que dieron sus vidas para salvar a otros.

Y ahora sí. Prepárense a leer (y saborear también) la primera nota culinaria de nuestra admirada Sarah. Les juro que me ha costado un montón traducirla. Sé cocinar, se lo juro, pero traducir una receta de cocina escrita en inglés no es nada fácil precisamente. Y mucho menos cuando se trata de una manera de cocinar bastante alejada a la que suelo practicar yo (¡tendrían que probar una de mis paellas, je, je, je!). En fin, he hecho lo que he podido y creo que me ha quedado bastante bien, dadas las circunstancias. Si alguno de ustedes se anima y decide intentar estas recetas, que no deje de contárnoslo, por favor.

La belleza de la captura de algunas de nuestras especies con aletas de Alaska es la cantidad de carne cosechada con cada pez. Un salmón rojo pescado con caña y carrete, o, mi favorito, un gran (o incluso no tan grande) rodaballo te asegura unas pocas cenas bien atendidas incluso cuando se trata de alimentar a todo un grupo de personas.

Nos lo pasamos genial acarreando rodaballo en Homer hace unos días, a pesar del intenso frío y las olas mareantes por las que la ensenada de Cook es notoria. Todd voló con su su Cessna 185 a lo largo de la ensenada, y luego nos dirigimos a Pedro Bay, y al día siguiente condujimos por la panorámica autopista Seward hasta el punto de agua salada de Anchor Point, que también forma parte de la ensenada de Cook. Los niños y sus amigos han ido y venido entre los horarios de trabajo de las diferentes zonas de pesca de este verano ¡y están ayudando a llenar el congelador con proteínas orgánicas para el invierno! Es lo mejor. Me gusta especialmente el rodaballo y, por lo que respecta a debiluchas como yo, se necesita a unos cuantos trabajando juntos para izar la pesada carne blanca sobre la borda para arponearla y golpearla. A continuación, la tradición exige que todo el grupo se siente alrededor de una fogata una vez en tierra para ver a un profesional (que no seré yo) hacer todo el fileteado mientras comemos.

Incluso más divertido que la captura es tener a la gente en la cocina probando diferentes maneras de cocinarlo. La meta en el agua puede ser la de coger el mayor, como un rey de 40 kg o un rodaballo de “puerta de granero”, pero en mi humilde opinión la mejor alimentación es un rodaballo más pequeño recién salido del agua y sumergido directamente en una masa de rebozar [hecha usualmente con leche, huevos y harina] a la que se le ha añadido cerveza

Realmente no se necesita a todo el pueblo para atrapar un pez. Pero es divertido tener uno para comérselo. Así es como las niñas y sus amigas cocinaron el pescado de este fin de semana, y les invito a ustedes a intentar esta receta perfecta para el pastel de ruibarbo salvaje como acompañamiento. Nos alojamos en una cabaña en la ensenada con un viejo jardín abandonado en la parte trasera, e incluso sin ningún cuidado horticultural los perennes arbustos de ruibarbo nunca parecen desaparecer. Así que corté tallos de esta frondosa planta de tartas para alimentar a nuestro pueblo… er, la tripulación… en Wasilla. Utilicé la sencilla y deliciosa receta de mi suegra para la corteza del pastel (vean más adelante) y probé una receta de relleno de ruibarbo que encontré en Internet. Era celestial. Piper armó un collage para mostrar algunas de las fotos de antes y después de las salidas, junto con otras escogidas al azar (vean más adelante).

MuchosSP1

MuchosSP2

MuchosSP3

MuchosSP4

Algo diferente, pero tal vez tan-bueno-como-la-comida para nosotros: Bristol recibió su cheque por protagonizar un reciente episodio de “Celebrity Wife Swap” (¡Ella y Willow tuvieron un montón de trabajo con Joan y Melissa Rivers en el episodio! ¡En serio!) y se compró un pontón. (Lo pueden ver adornado con una gran y brillante bandera estadounidense al fondo de uno de los collages de Piper). Así que finalmente nos sentimos como turistas ahí fuera en nuestro lago haciendo tonterías alrededor de él –sin redes, líneas de corcho, cuerdas, caos –sólo flotando en cámara lenta. ¡Lo único que echamos de menos es el calor! Me alegro de que nuestras niñas estén aprendiendo habilidades mecánicas y un conocimiento general de “Cómo funcionan las cosas” con su adquisición de equipamiento diverso y grandes juguetes usados ​​para su estilo de vida alasqueño. Yo respeto la esencia, las habilidades del mundo real necesarias para que todo funcione.

Ya basta de pesca deportiva por ahora, o como dice Todd: “Ya hemos jugado bastante con nuestra comida” porque nuestra temporada de pesca comercial pronto llegará a su clímax. Los chicos se han dirigido a la bahía de Bristol a pescar salmón en nuestros reservorios mientras yo me quedo atrás por un tiempo para llevar a Piper a los campamentos de baloncesto, hacer un poco de trabajo para la Fox, terminar mi libro de Navidad y luego viajar fuera para diversos eventos.

Que pasen una gran semana previa al Dia de la Independencia. Tómense su tiempo para apreciar la generosidad con la que estamos bendecidos en esta verde tierra de Dios. ¡Les animo a salir al aire libre, respirar a todo pulmón y ser agradecidos!

Disfruten de estas recetas. Cómanse el postre primero:

La simple y perfecta corteza de pastel de Faye Palin

(Nota: Estas cantidades son extra para que puedan hornear también algunos “‘Kid’s Crust” rociados con mantequilla y espolvoreados con canela y azúcar por encima. Además, si usted es como yo, cuando estire la masa con “falta de delicadeza” y esta se rompa, puede utilizar el extra para tapar los agujeros y grietas en la corteza de pastel; ¡sabe tan delicioso!).

Precaución: Si a usted le irritan estas instrucciones tan detalladas, no quiero oírlo. A menudo explico cocinitas en términos simples y exactos porque mis hijos siguieron mis pasos y escogieron la clase de Compras en la escuela en lugar de la de Ec.[onomía] Doméstica (¿siguen enseñando Ec.[onomía] Doméstica todavía?). Afortunadamente, mientras crecía mi mamá cocinaba tres comidas al día en nuestra pequeña ciudad sin grandes supermercados o un McDonalds siquiera y era una líder de los Exploradores y los 4-H [una organización juvenil de Estados Unidos administrada por el Departamento Estadounidense de Agricultura], así que todos ganamos buenas habilidades de costura y de cocina a la vieja usanza en esos grupos y en las Campfire Girls. ¡Fue a través de ósmosis que aprendimos a cocinar de mamá! Hoy en día, no tanto. Así que perdonen las instrucciones elementales –que están escritas para mis hijos adictos a Taco Bell y sus compañeros.

 2 tazas y media de harina

2 cucharaditas de sal

1 taza de aceite vegetal

6 cucharadas soperas de agua fría. (Es posible que necesite un poco más o menos de agua fría para rociar la pasta y humedecerla a medida que lo mezcla).

Mezcle la harina y la sal. Añada el aceite y mezcle con un tenedor hasta que tenga la pinta de comida. Rocíela con el agua; mezcle con un tenedor o una batidora de repostería hasta que quede como la masa de tarta que puede haber visto en un anuncio de televisión.

Apriete bien la masa. Separe tres bolas, una mayor que la otra. Aplane la bola más grande de masa (esta es su corteza inferior) entre dos largas tiras de papel encerado o pergamino (¡así hay menos lío!). Colóquela con el papel hacia arriba en el molde de tarta. Retire el papel y luego rellene con la mezcla de ruibarbo (haga clic aquí para ver la receta); recorte los bordes. Aplane la corteza superior de la misma manera. Recórtela un centímetro más larga del borde del molde. Dóblela por debajo. Séllelo y haga las estrías. Busque en Google “estriado” [fluting] si no lo consigue. Me gusta pellizcar los bordes con el dedo índice izquierdo entre el índice y el pulgar derecho. Corte ranuras de ventilación decorativas en el medio de esta corteza superior (cuando cocino esto como un regalo, grabo las iniciales del destinatario, pero puede ser lo que se les antoje). La clave para una brillante y dorada corteza superior es pintarla con una pequeña cantidad de leche y espolvorear azúcar encima antes de colocarlo en el horno. El glaseado es precioso.

Sugerencia: Mida la harina por el método del nivel (lo que quiere decir nivelar la taza usando una herramienta de filo recto –como el canto de un cuchillo de mesa) para garantizar una medida exacta de la taza.

Ahora bien, la mayoría de nuestras recetas familiares son perfeccionadas con el cálculo a ojo y simplemente obteniendo la impresión de las cantidades de ingredientes y técnicas de cocción, pero Faye nos ha enseñado que siendo siempre exactas en estas mediciones de la corteza, la consistencia es siempre buena. Al aplanar la masa entre las hojas de papel, puede llegar a quedar muy fina. Sólo tiene que ser paciente cuando despegue el papel mientras coloca la masa encima de la tarta. (Tal vez sea ese mi problema de “falta de delicadeza” y explique por qué los pasteles de Faye se ven más bonitos que los de cualquier otra persona -¡una tiene que ejercitar la paciencia!) ¡Les prometo que es magnífico!

Nota final para los niños reposteros: Lavad los platos. O el pastel no va a salir bien.

Receta para esa preparación rápida del rodaballo que a los amigos y a la familia les encantó la otra noche, uno frito y otro a la parrilla… Tan fácil que ni siquiera yo puedo estropearla:

Utilice una caja comprada en la tienda de pasta de rebozar con cerveza y una cerveza sin gas (“no beber si las montañas no son azules”). No puede equivocarse. (Si usted está fuera de camping con suministros limitados, se puede adaptar y utilizar su mezcla para panqueques.) Corte el rodaballo en trozos de tres centímetros y medio de tamaño. Siga las instrucciones en la caja de mezcla y sumerja el pescado en la masa hasta cubrir los pequeños trozos. Caliente el aceite de cocina en una sartén (me gusta cocinar fuera o de lo contrario mi cocina huele a pescado durante tres días y no hay vela que pueda enmascarar eso) o utilice una freidora. Sumerja estos trozos blancos en el aceite caliente durante un par de minutos y deles la vuelta sólo un par de minutos más. Retire la carne y colóquela sobre una toalla de papel. Sabrá que los cocinó el tiempo suficiente si el pescado se corta fácilmente con un tenedor y está muy blanco por dentro y dorado y crujiente por fuera. Mamá hace salsa tártara casera, yo la compro. De cualquier manera, sírvalo con una salsera o con nuestro deleite recién descubierto –salsa de yogur griego con gusto de jalapeños. ¡Y disfrute de esta deliciosa comida del mar!

Otra manera: ponga un filete de rodaballo en papel de aluminio rociado de líquido antiadherente; úntelo con mantequilla derretida, espolvoréelo ligeramente con pimienta de limón, añada cebollas en rodajas en la parte superior, haga a continuación una mezcla de mayonesa y crema agria, luego añada generosamente queso rallado y patatas fritas desmenuzadas como en una comida montañera de carne. Cubra con papel de aluminio y coloque en la parrilla precalentada o sobre una fogata. Cocinar hasta que la carne sea blanca y se desprenda. En serio, los ángeles deben de comer esto. Es así de bueno. Me gustaría poder cocinarlo para ustedes.

Gracias por seguirnos en las redes sociales, gracias por su apoyo, gracias por amar las cosas simples de la vida que se suman a la excepcionalidad de este gran país.

¿Han tomado buena nota de la salsa esa de “yogur griego con gusto de jalapeños”? Yo estoy alucinado… ¡Jo, qué cosas comen en casa Palin! ¿Creen ustedes que conocerán los bocatas de jamón? ¿Y el de calamares?

P.D. Si no entienden algo de las recetas, escríbanme y trataré de aclarárselo. La verdad es que nunca me había costado tanto traducir una nota suya como en esta ocasión y tal vez haya escrito alguna barbaridad sin darme cuenta.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sarah Palin y Facebook, Sarah Palin y Twitter y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¿QUIÉN DICE QUE SARAH NO SABE COCINAR?

  1. Santi dijo:

    Prueba a cocinarlo, amigo Bob, y nos dices que tal, ja, ja, ja. 😀

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s