ADIÓS, GOP, ADIÓS (y II)

¡A la carga! Tocan rayos y truenos, como les prometí. Les dejé ayer con los romneyanos proponiendo al comité de Programa y Reglas la adopción de las reglas 12 y 16 que, tal y como ya hemos visto, suponían ni más ni menos que la sovietización del Partido Republicano. Por supuesto, los delegados más conscientes comprendieron de qué se trataba rápidamente, pusieron el grito en el cielo y Michelle Malkin se hizo eco de su llamada de socorro y nos alertó a todos a través de su página web. “Pues sí que empezamos bien”, pensamos algunos. Pero lo malo no era que empezáramos así, sino que termináramos también, como finalmente sucedió.

La resistencia que plantearon los delegados no aborregados (los aborregados son los romneyanos, cuya única ansia es balar felices) fue unánime y los romneyanos comprendieron que no iba a ser fácil conseguir la aprobación de esa especie de “golpe de partido”, ya que no de estado. Así pues, empezaron a jugar sucio. Poco antes de la votación en el comité, algunos miembros de éste (por ejemplo, Peter Feaman y Kathleen King, ambos de Florida) fueron destituidos por su delegación estatal y sustituidos por otros dos más romneyanos y, por tanto, proclives a decir “beee”… digo sí. La maniobra escandalizó a todos los demás miembros no aborregados y supuso una declaración de guerra abierta en el comité.

Durante todo ese día, los partidarios de Romney y de los cambios en las reglas se empeñaron en intentar convencernos a todos de que dichas reglas eran importantes para el futuro del partido y que no había que temer nada de ellas. En concreto, decían que la regla 12, la que concede al RNC un poder casi total sobre el partido, no suponía ninguna amenaza puesto que la exigencia del 75% de los votos para que cualquier cambio de reglas fuera de la convención se pudiera producir aseguraba que éstas serían unas reglas respaldadas por casi todo el partido al completo. Sin embargo, el que ese 75% de los votos se refiera al 75% de los votos de una élite reducidísima, no al 75% de una mayoría de los afiliados al partido, por ejemplo, no nos libraba de nuestros temores en absoluto. Más bien al contrario; los acrecentaba. ¿Para qué demonios necesitan esa regla? ¿Qué tienen pensado hacer? ¿Compramos ya la vaselina?

La lucha se hizo enconada durante todo el día 28, martes, y las presiones a los distintos delegados reacios, abrumadoras. Pese a todo, las cosas parecían pintar bien porque los romneyanos de pronto empezaron a ceder en lo que se refería a la regla 16, esa que iba a permitir a los candidatos controlar la composición de sus respectivas delegaciones en la convención. Sobre ese tema, estaban dispuestos a llegar a un acuerdo con nosotros. Pero es que sobre la regla 12, su oposición a discutir ni una sola coma del enunciado era total. La regla 12 tenía que pasar como fuera. Y si eso sucedía, poco importaba que se hubiera llegado a un acuerdo sobre la regla 16, puesto que al día siguiente de la convención, el RNC podría cambiarla por completo acogiéndose a sus nuevas facultades otorgadas por la maldita regla.

De hecho, incluso surgió de pronto otro motivo de preocupación, puesto que los romneyanos se sacaron de la manga un nuevo cambio para las futuras primarias de 2016 : que todas las que se celebren de acuerdo con el sistema de “todo para el ganador” (“winner takes all”) lo hagan en primer lugar; o sea, durante los primeros meses del calendario electoral. Este cambio supondría, caso de ser aprobado, que cualquier rival poco dotado económicamente fuera aplastado a las primeras de cambio. Así, un ejemplo sería el de Rick Santorum, quien este año logró sus primeros delegados gracias a primarias celebradas en estados con reparto proporcional, lo que le permitió mantenerse a remolque de Romney y le proporcionó además el empuje necesario para ganar velocidad y resultar competitivo hasta bien entrada la segunda mitad de la temporada de primarias. De la manera propuesta por los romneyanos, Santorum habría llegado a marzo sin apenas un solo delegado en su cuenta, lo que le habría obligado a echar el cierre directamente y a que Romney se hubiera proclamado vencedor sólo por aplastamiento de sus rivales. Y quien dice Romney, dice Gingrich, cuya trayectoria en las primarias fue similar a la de Santorum: fue acumulando delegados en la mayoría de las primeras primarias y aún logró ganar en algún estado suelto, demostrando que contaba con un cierto apoyo entre los votantes, algo que de la otra manera sería imposible.

La alarma estaba dada y la orden del día era resistir. La votación en el comité iba a ser el miércoles y había que evitar que Romney se saliera con la suya. Y el miércoles nos encontramos con más trucos por parte de los romneyanos. Y uno que recuerda mucho al PSOE de aquí. El miércoles, muchos delegados que se oponían a las dos nuevas reglas se encontraron con que el autobús que la organización ponía a su disposición para trasladarse desde sus respectivos hoteles hasta la sede de la convención llegaba a recogerles con HASTA UNA HORA DE RETRASO (¿recuerdan a Tierno Galván en los primeros años de la Transición encerrado en un ascensor para que no pudiera hablar en cierto congreso federal del PSOE? Ya les dije que ese truquito me recordaba algo). La reunión del comité de Programa y Reglas comenzó puntual a pesar de las muchas ausencias que había y la presidencia aprovechó la coyuntura para someter rápidamente a votación todos los cambios. Lógicamente, entre delegados no aborregados sustituidos, coaccionados y esperando todavía a que llegara el autobús, estos fueron aprobados por 78 a 14, aunque la regla 16 se aprobó en una versión edulcorada que evitaba que los candidatos pudieran controlar la composición de la delegación (el compromiso que les he comentado antes). En el paquete iba incluido encima otro cambio de reglas para que estados cuyas primarias se limitaban a elegir delegados, pero sin que estos tuvieran que comprometerse con uno u otro candidato, ahora iban a tener que cambiar de procedimiento y obligar a sus delegados a comprometerse de antemano, por más que fuera en contra de sus propias reglas y leyes estatales.

Por cierto, la presidencia del comité recaía en el John Sununu, ex gobernador de Nueva Hampshire, quien como buen esbirro del establishment se pasó la reunión urgiendo a que hubiera “unidad” entre sus miembros y recordándoles a todos que había que “dejar aparte sus diferencias” para así poder “derrotar a Barack Obama”. O sea, que te calles y te sientes, que diría Sarah Palin. Demonios, estos cabrones si no tuvieran a Obama, tendrían que inventarlo. Gracias a él van a convertir el antaño glorioso GOP en un partido político europeo como el PP; o sea, dictatorial; o sea, el PCUS en sus mejores tiempos.

Aprobado el “golpe de partido” por el comité, tocaba que el pleno de la convención lo ratificara. Los delegados no aborregados vieron en ello su última oportunidad y se aprestaron a no dejarse vencer todavía. La votación la iba a efectuar toda la convención y el presidente del comité de Programa y Reglas, Sununu Capullu, presentó el “golpe de partido” como un “fortalecido armazón” para el partido durante los próximos cuatro años, sin mencionar siquiera las fuertes, fortísimas discrepancias mantenidas en el seno del comité con respecto, siquiera, a la nueva regla 12. La presidencia del pleno de la convención recaía en John Boehner, representante por Ohio y líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes en Washington. Boehner anunció que no habría ningún debate al respecto y que se votaría de viva voz, primero los síes y luego los noes. Nada de pasar lista ni demás zarandajas decadente-capitalistas, camaradas. Tal y como puede verse en el vídeo de más abajo, las voces gritando “no” superaron sin duda a las que votaron “sí”, PERO AÚN ASÍ BOEHNER DECLARÓ QUE HABÍAN GANADO LOS “SÍES”, QUE LOS CAMBIOS QUEDABAN APROBADOS Y QUE A QUIEN NO LE GUSTASE, QUE SE CHINCHASE. ¡Con un par, amigos!

Lamentablemente, las reglas del ahora ya GOPUS no permiten ningún recurso contra semejante cacicada, cabronada, putada… No había manera de forzar un voto individual y todo parece indicar que los romneyanos habían previsto perfectamente esta posibilidad y la habían evitado en las reglas de procedimiento de la convención. O sea, un perfecto “golpe de partido”. Y tal y como están de moda ahora: votando primero y trucando los resultados después. Chávez tiene discípulos en el GOP, quién lo hubiera dicho.

Muchos han sido los que han levantado su voz contra esta marranada, pero tal vez Matt Kibbe, de FreedomWorks, sea el que mejor lo haya retratado en la siguiente declaración:

Creo que el Partido Republicano ha cometido un enorme error al dar de lado efectivamente a los activistas populares que quieren ser parte de la vida diaria del partido. Si el partido sinceramente quiere el apoyo de los ciudadanos, expulsarles de mala manera de su vida diaria no es la manera de conseguirlo. Más pronto que tarde el establishment republicano necesitará adaptarse a la naturaleza descentralizada de la organización popular de 2012. Las reglas de juego ya no pueden seguir siendo dictadas de arriba abajo.

Las nuevas reglas aprobadas sugieren claramente que los miembros del aparato creen que no necesitan a los populares para ganar en 2012, a pesar del papel esencial que los votantes populares jugaron en la histórica oleada de victorias de 2010.

Y finalmente, qué mejor que terminar con la opinión de Michelle Malkin (¡te quiero, Michelle!) quien, como siempre, pone el dedo en la llaga, hurga en ella con mala leche y hasta le vierte el zumo de un kilo de limones, tal y como a mí me gusta hacer también.

No tengo paciencia para los robots del partido diciéndoles a estas tropas de choque [los delegados teapartiers] que se callen en nombre de la unidad y que oculten cualquier discrepancia interna porque la Izquierda la aireará. Debería ser aireada. Los activistas conservadores y los miembros del Tea Party se han dejado la piel luchando contra el sistema, haciendo el duro trabajo de evitar el embarrancamiento de la nave del GOP por culpa de los de dentro. Estos son los que llaman a las puertas, los que hacen letreros, los que llaman por teléfono y los que reparten octavillas que dieron alas a la revolución del Tea Party y permitieron la victoria del GOP en las elecciones del midterm de 2010. Lucharon por ella y se ganaron su sitio a la mesa.

Tampoco tengo paciencia para los indecisos que gruñen que las luchas sobre las reglas son abuuuurridas y sin importancia. Los activistas conservadores del Tea Party están haciendo lo que un movimiento efectivo se supone que debe hacer. Han pasado desde las protestas y las manifestaciones a lo más granado de la política de partido. Estas batallas importan porque ejercitando sus músculos se hacen más fuertes.

Finalmente, no tengo paciencia para los críticos añadidos que creen que somos incapaces de ser multitarea. Sí, podemos criticar las malas maniobras del GOP Y mantener la lucha contra Obama y los progres al mismo tiempo. Es fácil si lo intentas.

En definitiva, que nos han dado y bien. Y sin haber tenido tiempo de ir a la farmacia a por vaselina. Estamos K.O. ahora mismo. La estrategia de ir copando poco a poco los puestos de poder en el GOP, empezando por abajo, se encuentra ahora con un obstáculo que no sé yo si será insalvable: que la cúpula se ha encastillado, ha cavado un foso y lo ha llenado de  ácido sulfúrico de la marca Regla nº 12. El RNC cuenta ahora con un poder absoluto para dirigir la vida del partido durante los cuatro próximos años y su objetivo, está claro, es el de evitar una alternativa por la derecha a un presidente Romney o, si no hay tal presidente, evitar un candidato teapartier en 2016 y lograr la nominación de un nuevo miembro del establishment (los rumores hablan de Chris Christie como el ungido o incluso de Jeb Bush).

La lección de esto: que pese a todo hay que seguir con ello. Hay que insistir en la estrategia de ir copando los puestos de poder en el GOP. Afiliarse a la sección local del partido, ir a sus reuniones, estar enterado de lo que se cuece allí, presentarse para todos los puestos posibles, ESPECIALMENTE PARA LOS DEL COMITÉ DE PROGRAMA Y REGLAS. No pensar que se trata de algo aburrido, inútil, pesado… Como hemos podido aprender a nuestro pesar, pertenecer a este comité en concreto, por ejemplo, puede luego tener su importancia. Hay que estar siempre atentos, acudir cuando te convoquen, meter las narices por todas partes, saber quiénes son los que tienen el mando en la sección local, en la del condado, en la estatal, en todas… Y siempre que se pueda, escoger a gente concienzuda y de valor, que no puedan ser presionadas (o que si lo son, respondan con un buen puñetazo en la nariz). En 2016 se votarán las nuevas reglas para 2020; por lo que pudiera pasar (¿y si Sarah Palin logra superar el foso y salta dentro del patio del castillo?), hay que estar preparados.

Pero mientras tanto, ¡mecago en Romney! Y por mi parte, bye-bye GOP. Claire me dice que ella también tiene tentaciones, pero que perseverará mientras quede un atisbo de esperanza. Y yo sé que tiene razón. Pero es que ahora me puede la rabia. A partir de 2012, guerra a muerte al GOP, tanto si gana Romney como si no. Hay que tomarlo por asalto y fumigarlo a conciencia.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Partido Republicano y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a ADIÓS, GOP, ADIÓS (y II)

  1. lonelywalker dijo:

    un saludo a Bob , en estos dias he pensado tanto en tu dedicacion y creo q muchos nos vemos reflejado en esa conducta aunq muy poco te dejo mis comentarios ya lo q hago es copiar y enviar a mi correo para despuues leer en mi celular detenidamente tus reflexiones…
    te dire te escrido de Sur America region para mi de seudo socialistas de un lado y del otro, a veces he reflexionado en q parte de mi adokescencia o juventud me desvie de los demas al verme en solitario ideologicamente y en la moral politica y personal jeje
    Creo en Dios soy catolico rechazo q la politica tenga q meterse en mi vida rechazo el socialismo y todas sus variantes y mas aun a su fin ultimo q es el comunismo…hace tiempo lei en un post tuyo ya no recuerdo muy bien ni como lo titulaste pero daba las lineas del pensamiento de ser un conservador y me vi alli en esas palabras tuyas no porq me convenciste sino era lo q he creido y creo hasta ahora
    A veces en estos tiempos me digo sea como sea en España hay una derecha ,se tiene una derecha social aunq su casta politica q la dirige no esta a su altura uds tienen unos valores q se la han dado y lo han alimentado,pero aqui en esta soledad ideologica por parte mia es estar contra la corriente…bueno un abrazo a ti ya q parece he hablado mucho aunq parece mas q un desvario jajaja todo modo por ultimo LIBERTAD hermosa palabra y viva el TEA PARTY

  2. Santi dijo:

    Amigo Bob, a ver si sabes algo de la relación del Sr. Adelson con el Partido Republicano y el Tea Party. El Euro-Vegas vendrá para Madrid según parece, ojalá todo salga bien y sea una inyección de riqueza y prosperidad. En principio lo veo positivo, el juego es sólo una parte, hay mucho más, traerá turismo de convenciones y ocio. Pero van a poner muchas trabas a Esperanza Aguirre, es un proyecto muy personal suyo y la izquierda y los nacionalistas van a intentar hundirlo; razón de más para apoyarlo. Y que conste que yo no juego a nada, ni siquiera a la lotería ni al cupón. Tampoco veo nada malo a una ciudad como Las Vegas (USA), lo tienen todo muy bien montado allí.

    Un saludo.

  3. Santi dijo:

    Amigo Bob, también tienes tema con lo que le está ocurriendo ahora Obama en el mundo árabe, debido a su política cobarde de apaciguamiento. Le está pasando lo que le ocurrió a Carter. Me refiero a que seguramente tendrán estos hechos su incidencia en la campaña presidencial, aunque no esté claro a cual candidato beneficiará. Y sobre todo, ¿qué dice Sarah Palin de todo esto? ¡Palin forever!

    Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s