PONIENDO EN MARCHA EL PLAN B

Siento haber desaparecido durante estos últimos días, pero estoy reflexionando. Y mucho. Estoy pergeñando un plan B para poder seguir escribiendo y gozando de su atención, pero antes tengo que resolver un par de cuestiones pendientes. Y es que, queramos reconocerlo o no, el anuncio de Sarah Palin de que no se va a presentar como candidata a las primarias republicanas ha sido un mazazo para nosotros, sus bloguistas. Llevo todo este tiempo mirando a ver cómo lo han encajado el resto de  mis colegas y la verdad es que la mayoría no muy bien: algunos han cerrado, otros se lo están pensando como yo y los que todavía escriben habitualmente, lo hacen con un poso de tristeza que se les nota a una legua vista. Y es lógico: si uno escribe sobre Sarah Palin con la certeza de que se va a presentar como candidata a las elecciones y de pronto ésta decide que no se presenta, ¿sobre qué vas a escribir ahora? ¿Sobre sus antiguos rivales? No soy yo tan rápido en mudar mis lealtades. ¿Por qué se creen ustedes que no he hecho carrera en la política?

El caso es que me joroba especialmente lo que ha sucedido porque tres días antes del anuncio de Sarah Palin, de la “catástrofe” como empiezo a llamarla yo, había recibido un mensaje de alguien de O4P (Organize4Palin), la organización hermana de C4P (Conservatives4Palin), invitándome a unirme a ellos para poner en marcha una página web en español dirigida a los votantes hispanohablantes de Estados Unidos. Era una gran oportunidad para mí, que me abría el mercado estadounidense y que me permitía participar siquiera de lejos e indirectamente en la campaña electoral que ya intuía próxima a arrancar, tan pronto como Sarah anunciara de una vez por todas que se presentaba. Bueno, pues no se presentó y mi gozo en un pozo. Ni página web, ni influencia ni gaitas. Todas esas organizaciones de voluntarios que nacieron con la intención de que Sarah Palin contara con una base de apoyo lista y dispuesta desde el primer día en que anunciara su candidatura han perdido su razón de ser y se han desbandado. Y es que si Sarah Palin no es candidata, ¿qué demonios pintamos nosotros? Nada, por supuesto.

Una parte de mis reflexiones han ido dirigidas a saber qué ha pasado realmente para que Sarah Palin haya tomado la decisión que ha tomado. Por supuesto, la verdad, la verdad, sólo la saben ella y Todd. Y tal vez sea más compleja que unas pocas o muchas líneas escritas. Los demás sólo podemos hacer conjeturas acerca de ello. Sin embargo, he llegado a ciertas conclusiones que no sé si serán acertadas, pero que a mí me bastan:

  • Sarah Palin TENÍA la firme intención de presentar su candidatura quince días antes del anuncio. De hecho, creo que diez días antes del anuncio también la hubiera presentado si hubiera tenido que decidirse entonces. Pero todo eso cambió en unos pocos días.
  • Lo que realmente le impidió presentarse es algo que no tiene nada que ver con problemas familiares. Que en su comunicado se refiera a ello hay que entenderlo como que su decisión fue tomada de común acuerdo con su familia, nada más. El verdadero motivo intuyo que ha sido la abierta hostilidad demostrada por el establishment del Partido Republicano, dispuesto a hacer lo que fuera necesario para descabalgarla si finalmente presentaba su candidatura.
  • Es así como tenemos que interpretar movimientos tales como el repentino y sorprendente adelanto de las primarias en los estados de Iowa, Nueva Hampshire, Nevada, Carolina del Sur y demás, que le perjudicaban sobremanera al tiempo que favorecían a su principal rival, Mitt Romney. Además, una serie de noticias como por ejemplo el descubrimiento de que el principal asesor de Marco Rubio, el senador por Florida, estaba presionando fuertemente para que se adelantaran también las primarias de Florida (como así se hizo finalmente), demuestran que el Partido Republicano es un encarnizado enemigo tanto de Sarah Palin como del conservadurismo en general y que de todos los supuestos adalides del Tea Party surgidos de las elecciones del midterm, muchos de ellos no son limpios y juegan a dos barajas.
  • Todo está preparado para que Mitt Romney se alce con el triunfo en las primarias. Si es necesario, con pucherazo incluido. No se dejen engañar por operaciones de engaño como la de Hermann Cain. No digo que sea un títere del establishment, que no lo es. Pero a la hora de la verdad, Cain perderá. En consecuencia, aún pensando que Sarah Palin tal vez hubiera podido vencer en las primarias, lo que está más que claro es que no iba a poder realizar la campaña electoral que pensaba en las generales porque no sólo iba a tener que enfrentarse al Partido Demócrata, sino también a su propio partido, el Republicano, que iba a sabotearla desde dentro. Y ella, que ya ha vivido una campaña electoral, sabe lo que supone eso. En estas condiciones, no era oportuno presentar su candidatura y si dejar que sea el dichoso Romney el que se presente, gane las primarias, pierda las generales y se largue de una vez a su casa y nos deje a  todos en paz.

Con todo el dolor de mi corazón no tengo más remedio que reconocer que Sarah ha tomado la decisión correcta. Sabedora de que los dados están cargados, al menos evita que todo el esfuerzo y sacrificio que sus innumerables seguidores hubieran hecho por ella caiga en saco roto. Ahora bien, dado que ella no se presenta ya como candidata a la presidencia, eso permite que prestemos ahora una especial atención al resto de elecciones que se van a celebrar en 2012 que son muchas. El objetivo no es solo conservar la Cámara de Representantes y recuperar el Senado, sino también consolidar el Tea Party, depurarlo de aquellos que se han demostrado indignos de la confianza depositada en ellos y que sólo se han unido a él porque era el caballo ganador de 2010 y demostrar de paso a los bichos dañinos del establishment que no van a poder con ellos, algo precisamente en lo que ya están manos a la obra por lo que yo sé, habiendo fraguado todo un plan cuyo objetivo es el de “seducir” a sus representantes en la confianza de que “el poder corrompe” y así lograr que que se incorporen al club de la politics as usual. Es por eso que conviene afinar mucho este 2012 y no dejar que ninguno que, por ejemplo, votara hace unos meses a favor de la elevación del techo de gasto se vaya de rositas.

Por mi parte, con esta explicación tengo suficiente. Sigo siendo palinista a machamartillo y no tengo ninguna intención de mudar mi apoyo a ningún otro candidato. Ni siquiera a Cain, que es el que está de moda últimamente. Por lo que se refiere al blog, éste estaba pensado para dar apoyo a Sarah Palin y nada más. No tengo la posibilidad de seguir a fondo la campaña electoral porque no dispongo tampoco de tiempo para ello. Esforzándome, podía seguir a una sola candidata, Sarah Palin, pero no puedo hacerlo con todos. Tampoco me estimula la idea. Perder siquiera cinco minutos de mi tiempo escuchando las tonterías que dice Romney me pone enfermo. La única duda que tengo actualmente consiste en si Sarah Palin puede estar planeando romper la baraja al presentarse a las elecciones como candidata independiente, al mejor estilo Ross Perot, Ralph Nader o Lisa Murkowski, más recientemente. Mi cálculo es que si el candidato republicano es Mitt Romney, hay posibilidades de que lo haga. Si no, si ese candidato fuera otro (que no lo será), dudo que lo hiciera. Es por ello que no voy a clausurar el blog todavía, pero sí que va a quedarse algo hibernado hasta que se resuelva esa duda. Pero no se entristezcan porque no por ello voy a dejar de escribir: ese plan B que les comentaba al principio incluye un nuevo blog que voy a abrir titulado “Derecho de revolución” (o algo así) y en el que voy a volcar todos mis esfuerzos a partir de ahora en defensa de los ideales del pensamiento político conservador (sobre todo ahora que Libertad Digital se está volviendo tan liberal, casi libertario, influenciado por los de “Libre Mercado” y no sé yo si por los de la página de poker, que vaya pegote que es), pero ya no vinculado a la trayectoria de una sola persona, lo que me permitirá no depender de nadie en lo sucesivo (y evitarme nuevos chascos, je, je, je). En él cuento con seguir contándoles cosas de Sarah Palin porque seguirá siendo mi política favorita por más que, reconozcámoslo, ahora haya dejado de estar en el grupo de cabeza de las elecciones estadounidenses para pasar a incorporarse al pelotón. Pero también voy a contar otras muchas cosas sobre otras personas y ya no tan sólo referidas a Estados Unidos, sino también a España (si es que para cuando estrene el blog todavía existe que, al paso que vamos, ya lo dudo). La verdad es que todavía tengo el proyecto un poco verde y necesitaré parte de este mes de noviembre para llevarlo a buen puerto. Pero llegará, no lo duden. Y ojalá ustedes estén ahí para verlo.

Hasta pronto,

P.D. ¡Maldita sea! ¿A quién quiero engañar? Yo sólo tengo ganas de escribir sobre Sarah Palin… ¡Mierda de GOP! Son peores que el PP, si es que eso es posible.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Palin 2012, Sobre el blog y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a PONIENDO EN MARCHA EL PLAN B

  1. educantabro dijo:

    Que no decaiga el ánimo amigo Bob.

    Lo único seguro es que tome el rumbo que tome, la nueva dirección del blog será tan buena como hasta ahora.

    Pero espero que no deje a nuestra amiga Sarah – que se presentara el 2016, después de otro Obamato propiciado hasta por el mismo GOP – y ni a los EE.UU. ni su campaña presidencial – aunque le aburra un poco-, pues no hace falta que le recuerde que toda la información que nos llega de ese país es monocolor, unidireccional y partidaria, y seria una pena no disponer de su inestimable fuente de información sobre todo lo referido al Tea Party y al movimiento conservador en general.

    Un saludo.

  2. Pedro Honrubia dijo:

    Hola Bob. Ánimo y no decaigas. Verás, como yo lo veo desde España, creo que Sarah ha visto el panorama y ha dicho como dijo la zorra de la fábula: “están verdes”. Y ahora tiene 4 años por delante para definir su estrategia sin un Presidente al que derrotar. Teniendo tiempo de sobra para convencer a los Republicanos o incluso para hacer del Tea Party una tercera fuerza politica. Aunque, visto desde España, su ideologia choca mucho a mucha gente. En Europa, en general, la ideologia tan conservadora cuesta digerirla (incluso en Inglaterra). A mi, en particular, me ha ganado nada mas verla moverse. Me parece una persona fascinante, incluso con esos problemillas familiares y todo, porque eso la hace mas cercana a la gente de a pie, y hace ver que tiene los mismos problemas que una inmensa mayoria de ciudadanos.
    Me encanta sarah, tiene algo que fascina. Aunque debo confesarte que nadie de mi entorno comprende esta fascinacion y las compañeras de trabajo mucho menos; algunas la ven, como me dijo una de ellas, como un Reagan con faldas. (Reagan, con el felipismo, era la encarnación del mal, junto con la Thatcher)
    Así que, por favor, sigue con tus comentarios y pon fotos y videos de nuestra heroina.
    Un Saludo muy malagueño.

  3. rojobilbao dijo:

    ¿Se mojará Palin sobre “su” candidato ahora que no se presenta con el partido republicano?

    Te seguiré leyendo.

  4. Santi dijo:

    Estoy bastante de acuerdo contigo, Bob, por no decir completamente. Ha debido de haber mucho navajeo político dentro del partido republicano y el establishment RINO ha impuesto su ley. Sarah es una luchadora, como ya ha demostrado en su carrera, pero es humana y no se la puede pedir que se lance a una piscina sin agua. Y la quitaron el agua, por más que nos pese a los palinistas. Pero espero que desde fuera y con la fuerza del Tea Party pueda hacer mucho para redirecccionar ese partido ahora presuntamente conservador. Y si se presentara como independiente, allá estaremos apoyándola a tope, aunque, desgraciadamente poco podría hacer ante los dos monstruos del bipartidismo. Por lo menos podría dar la batalla del conservadurismo con sentido común, lo que ya sería un éxito en sí mismo.

    Esperemos un poco para ver que hace Sarah, y si apoya finalmente a algún candidato a las primarias republicanas. Esto nos dará una clara idea de qué piensa del panorama y de cuál será su previsible futuro en la pólítica. Una vez más, nos toca esperar.

    Me parece muy bien, Bob, que pienses en crear otro blog, y así ampliar los horizontes blogueros. Lo importante son las ideas políticas y sociales que se defienden.

    Y siento de veras esa frustrada colaboración con esa idea de blog hispano-norteamericano. Qué pena que quedara en nada. Pero en hombre propone y Sarah Palin y las circunstancias disponen.

    Por cierto, creo recordar que tú al principio defendías que Sarah Palin no se iba a prensentar a las elecciones del 2012 -por ser demasiado pronto- sino previsiblemente a siguientes. Quédate ahora con esa copla, tal vez acertaste de pleno, amigo, ja, ja, ja.

    Un saludo y arriba ese ánimo palinista y bloguero.

  5. Santi dijo:

    Bob, amigo, ya está en marcha el circo de las elecciones del partido republicano. Al pobre Cain le están sacando escándalos a pares, un candidato menos. A Perry le ridiculizan por un lapsus en pleno debate televisivo. De Bachmann ya ni se oye. Etc., etc.

    Todo parece hecho para preparar el camino al RINO oficial Romney. Y no quiero ni pensar como le hubieran hecho la vida imposible a una Sarah Palin como candidata. Por cierto, ¿sigue desaparecida?

    Quedamos a la espera de ese plan B, amigo. Falló el plan A pero tenemos un plan alternativo. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s